Junior Reyes Ocre

SANTO DOMINGO. Influenciado su estilo por la corriente conocida como la abstracción orgánica, este artista muestra detrás de cada pincelada un interés por los aspectos no lineales de la naturaleza y expresa a través del lenguaje visual su percepción sobre los asuntos medioambientales. Junior Reyes Ocre, o simplemente Reyes Ocre, se autodefine como un instrumento más dentro de las técnicas de la plástica: “Lo que es el pincel, lo que es el lienzo, yo soy también”.

Al recorrer su taller, en el octavo piso de un viejo edificio de Villa Juana, Reyes Ocre da la impresión de que es lo que podría llamarse “un emprendedor” dentro del arte, pese a que entiende que el dinero no es lo más importante dentro de la creación.

“Yo entiendo que el arte tú tienes que sentirlo, tu subconsciente tiene que decirte, la obra tiene que hablarte, la obra no te contesta, la obra te pregunta”. Alejado del bullicio, que es característico del sector, el taller de Reyes Ocre ofrece una vista panorámica de algunos de los sectores populares de la capital dominicana, como Villas Agrícolas, Capotillo, Villa Consuelo, Cristo Rey. Aún en las alturas se puede sentir el arte.

Para Reyes Ocre, nativo de la provincia María Trinidad Sánchez, “una obra es arte cuando realmente tú lo sientes arte”. “El arte me ha permitido vivir de él, pero a la vez me ha hecho feliz”, asiente.“Hay arte gratis que es más importante que el arte que se costea con dinero, el arte tiene el valor que quien quiera adquirirlo le da”, reflexiona Reyes Ocre. “mientras hace circular su butaca.

Entiende que el arte contemporáneo debe lograr que quien lo contempla visualice lo que acontece a su alrededor. “Debe ir de la mano con el tiempo con el lugar a donde tú vives y con la época que estás viviendo”.


Texto: Carlos Reyes Video y fotos: Misael Rincón - Marvin del Cid